La prepotencia del dirigente

Hoy, la asamblea de Rectores de las Universidades de nuestro país ha decidido, por unanimidad, dar plantón al Ministro Wert en el Consejo de Universidades.

Esta decisión, polémica y desesperada responde a una realidad vergonzosa, y es que el ministro se niega a debatir el decreto ley que afecta directamente a la financiación, horas docentes, becas y precio de las matrículas universitarias. Se niega a debatirlo con los dirigentes políticos de las instituciones a las cuales afecta la medida.

ImageCambiemos un poco el planteamiento y pensemos en el mismo gobierno y una situación distinta. Imaginemos que el ministro de economía decide cambiar por completo la ley que afecta a los impuestos que deben pagar las grandes empresas, o más concretamente los bancos de nuestro país. ¿Sois alguno de vosotros capaces imaginaros la escena en la cual los directivos de estas entidades sean ignorados?. Lo siento, pero yo no.

Este post se llama la prepotencia del dirigente, y este nombre tiene un sentido. El ministro Wert declaró (según recoge La Razón), que los Rectores (a los cuales yo calificaría como los dirigentes y responsables de los organismos con más capacidad de análisis de todo el país) no son conscientes de las dificultades que estamos pasando. Lo llamo prepotencia, por que tiene gracia que sea él quien acuse a otros de hablar sin conocimiento de causa.

__________________________________________

Y es que, como la ignorancia es muy osada, hay que hablar de no tener ni idea:

No tener ni idea de los problemas que tenemos es obviar la masificación en las aulas… y de hecho hacerla más patente.

No tener ni idea de los problemas que tenemos es considerar que la universidad pública debe ser autofinanciada, y por consiguiente pretender aplicar una subida de las tasas de matrícula del 66%.

No tener ni idea de los problemas que tenemos es asumir que el estado reparte demasiado dinero en becas, y por consiguiente, en lugar de racionalizar su reparto y hacerlo más justo y equitativo, reducir su cuantía.

No tener ni idea de los problemas que tenemos es pensar que el plan bolonia es una tontería, y por tanto aumentar las horas de docencia al profesorado, evitando así un sistema educativo más cercano y personalizado.

No tener ni idea, señor ministro, es insultar a los rectores de las universidades públicas, desoyendo su consejo y pretender hacer con nuestro dinero (el de todos los españoles) lo que a usted se le venga en gana. Puede aumentar las partidas para corridas de toros y descender las partidas para educación, estoy convencido de que sus amigos se lo agradecerán, pero quizás algún día tenga que salir al ruedo a intentar que la opinión pública no lo linche a nivel político.

No se preocupe por la prepotencia del dirigente, yo seré uno de los picadores argumentales.

Anuncios

¿Decías?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s